Por: Arón David Cañarte Baque
Voluntario Conecta
acanarte.ceo@gmail.com

.

Decía el maestro Facundo Cabral… “El tumor te mata pero muere contigo y no siempre te mata. A veces te despierta”, parto con esta cita y de inmediato a la siguiente pregunta, ¿En qué te has convertido durante el COVID – 19?

Cierto es que este mortal virus a su paso ha venido cobrando vidas y causando caos económico y social a nivel mundial, afectándonos a todos ya sea directa o indirectamente, en mayor o menor grado, pero también hay una realidad y es que este momento de crisis va a pasar y aquí el reto es ¿Cómo nos estamos preparando para el retorno a la “Normalidad”?

Es importante decir de manera categórica que esa anhelada “Normalidad” ya es parte del pasado y de nuestra historia, que tenemos que despertar y ser conscientes que el mundo que nos espera ahí afuera ya es otro, que ese mundo nos reta a ser productivos de otra manera, que debemos reinventarnos como personas y de la mano el sector empresarial entender que hoy más que nunca la tecnología se convirtió en un eje transversal que atraviesa todas las operaciones del negocio, así como nuestro diario vivir.

Si les nombro Whatsapp, Facebook, Instagram, Twitter, Youtube, Hotmail, Gmail, probablemente se les hagan nombres familiares, pero que tal si les nombro Zoom, Meet, Connect, Google Drive, DropBox, Tello, Miro, Mural, Slack, Hangouts, Mind Meister, Microsoft To Do, Evernote, Skitch, esto por citar las de mayor uso en estos días y si no sabe ¿qué son y para qué sirven?, aún está a tiempo de montarse en la ola de la revolución tecnológica y cuanto más pronto lo haga mejor.

¿Qué hacer durante la crisis?, ¿Cómo me reinvento?, ¿Qué va a pasar con mi trabajo o mi negocio?

Lo primero es aceptar y entender que existe un redireccionamiento global, que todo cambió y debemos empezar por nosotros mismos, ahora que hay tiempo dejemos de lamentarnos y mejoremos nuestros hábitos de consumo de información, como de aprendizaje, usemos las plataformas tecnológicas para cosas más productivas y que aporten valor a nuestras habilidades.

Recuerden que la tendencia de selección del talento humano es por sus habilidades, más que por sus títulos, que por cierto la mayoría de ellos a corto plazo no servirán para mucho debido a toda esa avalancha de nuevos conocimientos que va a tocar aprender y estos mayormente se encuentra en Inglés, es decir que ya debió empezar a aprender este idioma.

¿Quiere conservar su trabajo? Empiece por actualizarse en todos los temas antes descritos en este artículo, el COVID – 19, nos da una nueva oportunidad de alcanzar a quienes ya nos habían sacado ventaja, entienda que este nuevo punto de partida nos abre la oportunidad de empezar en igualdad de condiciones con la mayoría de profesionales que son nuestra competencia en el mercado laboral. 

El sector industrial fue afectado de diferente manera, unos más que otros, innegable que sectores como el del Turismo, Transportación, Moda, Belleza, Restaurantes, Centros de Diversión y Recreación, Sector Inmobiliario, por citar los de mayor impacto, les tomará más tiempo reactivarse y en algunos casos aunque suena doloroso les espera la quiebra. Pero analicemos los siguientes escenarios:

  • Turismo: El mundo va a ser más local y menos global, la gente quiere salir pero no va a ir muy lejos, entonces es el momento de empezar a prepararnos en bioseguridad, ir descubriendo y adecuando nuevas rutas y lugares por conocer que no sean muy concurridos, esta es la oportunidad de expandir y dar a conocer cada uno de nuestros territorios en lo que a turismo local respecta.
  • Transportación: Protocolos de bioseguridad y adecuar las unidades para dar tranquilidad al cliente, he visto que con mucha creatividad se están instalando en los taxis divisiones que actúan como barrera protectora entre pasajeros y choferes.
  • Moda: Considero que en estos tiempos desaparece el lujo pero no la necesidad de vestirse, porque no pensar en diseñar ropa cómoda para trabajar en casa.
  • Belleza: Ir pensando en dar servicio a domicilio para los casos de cortes de cabello, manicure y pedicure, así como también para quienes hacen makeup dictar sus cursos en línea.
  • Restaurantes: Mejorar la carta con una más sana y hacer la entrega a domicilio, para los restaurantes de un nivel más alto porque no pensar en dar el servicio en casa, es decir llevarle la velada o la noche romántica a casa, con camarero y pequeño show incluido.
  • Centro de Recreación y Diversión: Implementar protocolos de bioseguridad y aforo, señalizar sus locales cumpliendo todas las normas dictadas por los organismos de control, armar horarios estratégicos con promociones a menor costo para evitar la aglomeración de todos en un mismo tiempo.
  • Sector Inmobiliario: Recuerden que una nueva necesidad para la fuerza laboral va a ser tener espacios de trabajo en casa, muchos tendrán que readecuar sus casas.

Continuando con el análisis de la situación y enfocando aspectos positivos como las nuevas prioridades a nivel mundial, entre ellas los sistemas de salud de cada uno de nuestros países, es decir: infraestructura, acceso y cobertura universal para toda la población, medicinas y sobre todo el talento humano, teniendo como abanderados a nuestros nuevos héroes como son los médicos, enfermeras, laboratoristas y personal administrativo de las instituciones de salud.

Otro cambio forzado pero positivo dentro de esta misma línea es el reinventar y replantear todo el sistema educativo desde su acceso, contenido académico y la visión empresarial con que se debe formar a la nueva generación de profesionales POST COVID – 19.  También es indispensable apuntalar el desarrollo económico fortaleciendo la agricultura y toda la cadena alimentaria de la población.

Concluyo este articulo invitándolos a que de esta crisis hagamos una oportunidad real y que en lugar de lamentarnos y reclamarle todo al estado, nos transformemos en seres humanos renovados, más humanos y proactivos que dejaremos un mejor mundo para las nuevas generaciones.